Corrican Alanos Españoles

Camada del Corrican

CAMADA Núm. 26 DEL CORRICAN: 

Cachorros de alano que nacerán el 15 de septiembre de 2020

En el Corrican venimos realizando, más o menos, una camada al año desde 1.994. Siempre con la premisa de escoger nuestra hembra de genealogía de mayores garantías genéticas, la más tipica de entre las más funcionales. Elegimos al macho que consideramos que mejor casa con esa hembra, con el mismo criterio: genética, el mas.tipico de entre los más funcionales. Siguiendo este sencillo proceso, año a año, vamos subiendo peldaño a peldaño, el listón de la calidad, ya que vamos subiéndonos sobre la plataforma de esta mejora continua cuyos resultados nos sirven para mejorar sobre lo mejorado. Además, ambos progenitores han de ser libres de displasia y ajustar la boca. Este es el esquema habitual, pero cada año, puede cambiar el tipo de cruce en función de la situación y el objetivo. Concretamente, este año, el cruce será en inbreeding, aunque con más de 3 generaciones de distancia, lo cual nos permitirá fijar más aún las características de los padres, pero sin una consanguinidad excesiva, que refresque la sangre sin salir de la familia. Este cruce va a reunir el mayor número de generaciones contrastadas que nunca hemos hecho, por ambas partes, más de 10 por algunas de sus ramas. Hemos escogido meticulosamente a ambos, desde atrás hacia adelante, y a través de este artículo iré explicando cómo son cada uno de los 16 tatarabuelos, y sus antecesores, en cuanto a genética, temperamento y características más relevantes de cada uno. Si nos acompañan, comenzaremos un viaje por la crianza del alano español tal y como la hemos vivido las últimas dos décadas, en nuestro criadero y le mostraremos el pedigree con fotografías, datos y anécdotas de más de 64 ejemplares que vemos en la ficha que nos ofrece el Club del Alano español, al ser está una camada recomendada, por ser ambos padres recomendados para la cría por CDAE.

 

Charco (Candil del Corrican)

TATARABUELO 1 – CHARCO (CANDIL DEL CORRICAN.)

El 11 de mayo de 1.999, nacieron los cachorros de Selva de Pedro Lana y Vilko de Pedro Alonso, «el Carnicero» de Laredo. La morfología del Vilko-II le permitía una velocidad para alcanzar el ganado muy por delante de los alanos que en esa época nos habían llamado la atención, por tener físicos más cargados y quizás más llamativos a la vista de nuestra inexperencia en el mundo del alano. Por ese motivo elegimos a Vilko para realizar la primera camada con la superlativa Selva de Pedro Lana (Brutus de Ponce de León, hijo de Nabarro de Sámano y Linda la Roja x Lista de Sarabia, hija de Rambo de Ponce de León x otra hembra del Maestro don Ángel Sarabia) Dos años después, le elegimos macho a la mejor hembra de este cruce, Ronda del Corrican. Su herencia morfológica era 100% del tipo corredor, y por eso esta vez escogimos a su contratipo, buscábamos la capacidad apresadora y la capacidad de trabajo de Alajú Bisco (Alajú Godo x Alajú Aliseda). Encontramos un hijo suyo con la Lola de Rehalas Mendoza, que entroncaba con la legendaria casa de Viesques (Piles de Viesques x Golfa de Viesques)

 

El perro se llamaba Boss de Alanhis, y le encontramos junto a la Sierra de la Demanda, en Soto Palacios, Burgos. Las tierras del Cid. Bajando un nivel generacional más, ya teníamos la camada del Charco (Candil del Corrican) de Rehala El Oso, en Molina de Aragón, padre del gran Ristre, el Gran Dardo (***) entregado a Javier Checa, Darko (Padre de Duende del Corrican) o Bruma del Corrican, una tipiquísima alana pía, entregada a Antonio Artero, de La Guadaña.

 

El primero de los 16 tatarabuelos de estos futuros cachorros encarno lo que las caprichosas musas de la genetica no siempre consiguen: sumar. Siempre pensamos que en un cruce vamos a a extraer lo mejor de cada congénere, y a veces sucede al.reves… El Charco (y la verdad, sus hermanos tambien) sacaron las proporciones corredoras de la Ronda pero con la sustancia corporal del Boss: un alano cargado, muy potente, pero de hueso liviano y viente retraido, largo de pata y alto a la cruz. De unos 66 cms y 40 kilos. Corredor pero bien magro. Pocas bromas con él. De agarre demoledor, sin medir su presa ni vacilar un segundo ante ella. Ponderaron en él los tipos cargados con los corredores, porque ambos estaban en su genética, surgió un alano medieval, antiguo, rustico. Su poder tomador sería solventemente transmitido a su descendencia, como veremos posteriormente.

TATARABUELA 2 – ALAJÚ BRUJA.

La primera de las Tatarabuelas de los futuros cachorros de esta camada que está en ciernes es Alajú Bruja. fue la perra que eligieron en el criadero de Carlos Contera para cruzar con el Charco del Corrican que había enviado a la rehala del Oso de cachorro. De la segunda fase de la crianza de esta casa no conozco mucho. No sé cómo se conectan estos ejemplares con los anteriores que sí conocí, Goti, Romo… etc. Si sé que decían de ella que era de sus mejores hembras de esa época, tanto por sus aptitudes para la caza como para la cría, a la que aportaba una gran calidad.

Tatarabuelas Alajú Bruja
Ekaitz Odeiak Lehen

TATARABUELO 3 – EKAITZ ODEIAK LEHEN

Gringo de la Arboleda x Flecha de Oliver. Lo que más me interesa de este cruce es la ascendencia de Flecha, la sangre del Pantero, en mi opinión, el Producto más Interior y más Bruto de toda la sangre alánica heredada. El cruce con el Gringo de la Arboleda lo hizo Xavi de Presa Navarro. El propio Gringo también lleva al Pantero. Más adelante detallaremos su genealogía, ya que abundamos en ella ligeramente también por la línea materna de estos cachorros.

TATARABUELA 4 – LINDA FELINA DE CASTANDA

Linda Felina de Castanda: Severo del Corrican x Tigresa de Castanda. Tenaz agarradora y de una morfología que hoy pasaría por una típica alana de última generación, Linda Felina de Castanda, era hija del prolijo Severo del Corrican, (Capote del Corrican x Linda del Corrican) con incidencia también por otra linea y Tigresa de Castanda (Rubio de Castanda x Koda de Castanda) Amplia y profunda cepa de alanos agarradores que suman capas y más capas en la rama de esta tatarabuela.

Linda felina de Castanda

ALAJÚ ALMANZOR x ALAJÚ PEPA

La tercera pareja de Tatarabuelos de la futura camada formó un cruce 100% Alajú. Como ya dije, de la segunda etapa de Alajú no conozco demasiado, tan sólo que dan buenos resultados en montería. 

Alajú Pepa, según tengo entendido, sería Alajú Vandalo x Odalisca de Vanjul.

Vándalo: Guerrita x Odalisca, es decir, sería un cruce madre/hijo, suponemos que tratando de consangunizar las cualidades de la hembra. En lo funcional, deberían ser muy eficaces en la caza mayor. NoemiiyCarlos Sainz Muñoz, no sé si tú que conociste bien estos alanos de Luciano, tienes más información de Pepa o del mismo Almanzor, del que no tengo fotografía.

Alajú Pepa
¿Cuántas generaciones llevamos detrás de un tatarabuelo? Podríamos seguir, pero muchos de estos ya son de sobra conocidos en la raza, por su genética y cualidades funcionales y de tipicidad. Tan buena noticia los que están como los que no están en el viejo Yon de Castanda.

 TATARABUELO 7 – YON DE CASTANDA

Es uno de los ejemplares de la raza que aúnan fenotipo y genotipo, a diferencia de ejemplares que transmiten una calidad muy por debajo de sus cualidades, Yon de Castanda transmitió (y transmite) sus virtudes morfológicas y temperamentales, a su prólija descendencia, como veremos más adelante. No en vano, su ascendencia es la lógica explicación de tan valiosa descendencia.
Yon sería Atila de los Pelirroyos x Koda de Castanda.
Atila, Indar x Rubia de Indar.
Koda: Anibal de Luis x Lolita de
Castanda.
Anibal: Castiello de Viesques x Alba
de Vent de Ponent.
Lolita: Gandul de Vanjul x Laika de
Castanda.
Castiello: Mandíbulas de Alajú x
Roxa de Ponce de León.
Alba de Vent de Ponent: Alajú Bull
x Aizú de Egusentía.
Mandíbulas: Alajú Godo x Alajú
Plasencia.
Roxa de Ponce de León:
Nabarro de Sámano x Linda la
Roja

TATARABUELA 8 – RECIA DE CASTANDA

 

De una tipicidad esqusita es una de esas tipología de alanos de tan buenas hechuras, que nos hacen pensar, en contraposición, en los otros cortes que los antiguos llamaban bulldog o perros de carniceros. Como luego veremos en su descendencia, comprobaremos que la Recia transmitió esta armonía de manera exponencial. Ojo! Tan bellas formas no estaban exentas de instinto tomador, sangre caliente corre por las venas de tan linda hembra.


SEVERO DEL CORRICAN x LANZA DE CASTANDA
SEVERO: Capote del Corrican x Linda del Corrican


CAPOTE: Puntal de Viesques x Selva de Pedro Lana.


PUNTAL: Arturo de Viesques x Alana de Viesques
SELVA: Rambo de Ponce de León x Lista de Saravia.

LANZA, si pensamos que estamos subiendo 2 generaciones sobre una de las tatarabuelas de los cachorros, la importancia de esta información respondería más a curiosidad genética que a la ponderancia real de ejemplares de este nivel generacional en los cachorros en que nos centramos. Quedémonos con que es difícil encontrar tanta capilaridad de ejemplares contrastados en la crianza actual.

 

Continuando con la genealogía de la próxima camada, ahora saltamos a la rama materna. Queremos advertir sobre un error habitual de los criadores novatos, de cualquier raza, una vez adquirida a su primera hembra, en el momento de máxima ignorancia, cuando comienza a incrementarse la pasión, y se empieza a ser consciente de que su querida perra, no reune las cualidades que más le gustan en los demás, es tratar de remediar sus defectos, más o menos graves, buscando el mejor macho para compensarlos. Posiblemente los cachorros eleven algo el listón de la madre, pero igual de seguro es que traerán al mundo una camada con la genética de ese gran macho, cuya cadena genética forjada generación tras generación, ahora está contaminada con los defectos de la hembra. Para más INRI, la ilusión de esa etapa de «enamoramiento de la raza», convierte a esos criadores en prácticas en apasionados vendedores, que extenderán los cachorros de segunda calidad por toda la geografía, convencidos de que las virtudes del padre repararán los defectos de la madre y les harán unos excelentes ejemplares. Craso error. Las hembras son llave de la genética, que abren o cierran la puerta de la calidad. Veamos la primera camada de los Tatarabuelos maternos

Recia de Castanda
DIENTE DEL CORRICAN

TATARABUELO 9 – DIENTE DEL CORRICAN (TRABUCO)

Probablemente, el Trabuco tenía el agarre más brutal que yo he visto en la raza. No por agresivo, que no sería muy propio, sino por contundencia y superioridad frente a frente. Guarro o astado el desenlace estaba cantado, no había escapatoria. En una mala mañana el mejor alano puede caer sorprendido por las mortíferas armas de su presa, a las que sólo se vence con tesón, por aplastamiento. Si algo le concede la victoria a un buen alano sobre su adversario, siendo este 10 veces su peso, o teniendo dos navajas en su boca, no es por otro motivo que por actitud, llevar la iniciativa frente al que sólo se defiende es la clave del éxito.

Morfológicamente Diente apareció en un momento en el que los referentes de la raza solían ser torreznos sin sal, que ganaban una exposición tras otra con unos propietarios que le explicaban a unos jueces noveles que así eran los alanos. Todo cambió el día en que coincidieron en la Internacional de Talavera, el día después del especial de Razas españolas, Diente y un juez con más información que las lecciones «oficiales», llamado Carlos Salas, que le dió a un alano gentil pasado de altura en el estandar también «oficial», bajo la máxima de antaño, si es grande más no sin razón, y conserva la armonía en sus proporciones, el mejor de raza. A partir de ahí esta morfología comenzó a extenderse a través de él mismo y de sus hijos, nietos, …etc. un corte que gustaba, sobre todo a los que apuestan por la forma más rápida de lanzar una presa sobre una diana.

Genéticamente, se daría la descripción clásica de madre lebrela y padre alano, cuando se cruzaron el PUNTAL DE VIESQUES con SELVA DE PEDRO LANA, hablando en términos de morfología, claro:

Puntal: Arturo de Viesques x Alana de Viesques
Selva: Brutus de Ponce de León x Lista de Saravia

Arturo: Alajú Mandíbulas x Roxa de Ponce de Ponce de León
Alana: Arturo de Viesque x Roxa de Ponce de Ponce de León
Brutus: Navarro de Sámano x Linda la Roja
Lista: Rambo de Ponce de León x Hembra de Saravia

Cuando hablamos de líneas antiguas es por esto, porque en pocas generaciones nos metemos en ejemplares de los años 80. A diferencia de líneas modernas, con una gran separación de los alanos originales ganaderos. 

TATARABUELA 10 – LIDA DEL CORRICAN


Recuerdo que la primera vez que vi agarrar a la Lida un cochino, el Diente estaba grapado en la otra oreja. Una vez que fue separado del guarro, se llevo el foco de las miradas, porque era cierto que su contundencia te dejaba atónito. De espaldas a aquella escena, vi aún más sorprendido como, la buena Lida seguía en la pomada, esta vez sola, con un jabalí que aun plantaba batalla, y que lejos de liberarse ahora con un sólo alano apresándole, aún seguía preso en su carcel.

Este es el detalle a tener en cuenta, los cachorros no son sólo hijos de los flamantes machos, en teoría, un 50% son también su madre, para bien o para mal.

Lida tenía este corte de alano gentil y de bellas formas, que ahora estan encarnando perras tan lindas como la Cala, y otras. Formas cuboides, estilizadas, mirada antigua y liviana estructura.

Cruzada consanguineamente, este no era el cruce planeado, pero a veces, así son las cosas. Fué cedida en co-propiedad al dueño de Diente, para en su día ser cubierta por otro gran macho en un cruce más abierto, contra todo pronóstico su medio hermano padreó la camada de Janto y los demás, que podrían haber llevado por afijo el Corrican, igual que Los Escarpes, pero que, en consecuencia por no ser mi decisión, dejé que fueran así bautizados. Si todo saliera como uno planea, no ocurrirían las mejores cosas de la vida… así funciona esto.

LIDA: Tano de Maxi x Selva de Pedro Lana
Tano: Nerón de Maxi x Volga de Alanhis

Nerón: Chato el Rojo x Zara de Ponce de León
Volga: Brutus de Ponce de León x Laika de Ponce de León

Laika: Turco de Manolín x Arepa de Ponce de León

TURCO: Txakur x Naiara

AREPA: ALAJÚ GODO x ALAJÚ MENDOZA 

 11 – ZHAR DEL ESTRIBO DEL MAYORAL.

Zhar del Mayoral
Del cruce de Anibal de Luis x Lolita de Castanda, nació Koda, de la que ya hablamos, por ser la madre del gran Yon de Castanda, pero también nacio un macho, el Cisko de Castanda. Cisko se cruzó con una perra que venía de la ganadería de Victorino Martínez, Luna, de cuyo cruce nació el Bola, un alano con dos líneas completamente abiertas, al que se le cierra volviendose a cruzar con Luna de Victorino Marínez, ponderando esa línea en su genética. Lamentablemente no conozco la genética que existía en esta célebre ganadería sobre la que se cargo la sangre en el Zhar, pero debo decir que exhibía el equilibrio funcional tan típico de los grandes alanos encartados: tuve la oportunidad de verle trabajar, de la mano de Jorge, en la brega de toros de lidia, caminando frente a los toros de lidia a los que se iba a lanzar, sólo sujeto por su autocontrol, y dispararse a un leve gesto de su gúia, como un resorte, con la más alta capacidad de sujeta. 

TATARABUELA 12 – DIANA

 

Diana tiene una interesantísima genética, por profunda, funcional, heterogénea y contrastada.
Diana era Nerón de Ricardo Díaz x Xena de la Guadaña, de una espectacular camada, entre los que destacó también, Atila, Totila, Lanza, Piraña, Moruve y Gorgo de la Guadaña

Nerón: Zhar de Ricardo Díaz x Maruca de Alanhis.
Xena: Moreno de los Chatos x Beltxa de Pedro.

Zhar: Aller de Viesques x Ximena de Viesques
Maruca: Siempre es difícil contar con información de esta casa.
Moreno: Cobre de los Tarantos x Nazarena de los Tarantos.
Beltxa: Ártico del Paso del Borril x Perla de Malandanza

Aller: Alajú Mandíbulas x Chispa de Ponce de León
Ximena: Alajú Mandíbulas x Roxa de Ponce de León
Ártico: Puntal de Viesques x Bermeja del Corrican.

TATARABUELO 13 – TIGRE DE CHEFO

Los penúltimos tatarabuelos de la genealogía son una pareja 100% encartada y ganadera.

 

Tigre de Chefo. El mencionado hermano de Godo, propiedad de Carlillos, también fué cruzado con su perra Pantera, y su hijo doblemente también con ella. Así nacería el tigre. Tanto Selva como Tigre, eran consanguineos y homocigóticos, cada uno en uno de sus ancestros: en Pantera el uno, en Navarro la otra. Una consanguinidad que contando con tan alta calidad funcional y morfológica, supuso un concentrado de alano como pocas veces tenemos en la raza. 

 

TATARABUELA 14 – SELVA DE SÁMANO.

 

Selva de Sámano, de la que lamentablemente no dispongo de fotografías, y sería digna de ver teniendo en cuenta que tiene sólo alano y todo alano, hasta donde se conoce. Su historia sería así:
A la Loli de Sierra de San Pedro, se la cruzó con el Limón, y a su hija Mendoza otra vez, potenciando la sangre encartada. Así nacería Alajú Gala, que cruzada con el Navarro de Sámano daría al célebre Godo y a un hermano que se le devolvió a Carlillos, quien le cruzó con una de sus alanas, también hija de Nabarro: así nacería la Selva de Sámano, cuyo propietario sería Chefo, vecino de Helguera y propietario de la gran Pantera.

BISABUELO 1 – ALAJÚ RISTRE

Esta pareja de bisabuelos paternos fueron por los que comencé a interesarme por el macho que sería el futuro padre de estos cachorros: Alajú Ristre x Zeta de Ekaitz. Del Ristre había oído hablar mucho, por los cojones que tenía, por la capacidad de presa, por su entrega y luego por su nobleza. Había oído que padreó mucho, que muy bien cuando le traían buenas hembras, y que no tanto con otras, claro. ¡Pero es que debe rondar los 100 hijos! Algo tendrá el vino cuando lo bendicen… Luego le ví en foto y ví un video en el que está agarrando un guarro casi solo, en unas condiciones muy adversas, metido en el agua… joder, no le da tregua al bicho… Ya se nos ha muerto el Dardo del Corrican de Javi Checa, su tío, y me da mucho coraje no actualizar esa sangre, porque todos los hermanos unos berdugos. Ya hemos visto lo que traen por arriba: No sólo el Vilko y el Norte, Piles y Golfa de Viesques, de la Rehala Mendoza, más Navarro, más Linda la Roja… en tipo, empaquetado, habría que pensar cómo estirarle, por eso comencé a estudiar los cruces que con él se hicieron…

ALAJÚ RISTRE

BISABUELA 2 – EKAITZ ZETA

Zeta tiene una curiosa historia, demasiado compleja para planificarla en una sóla cabeza, y es que a veces, es como sí el espíritu de algunos animales se abriera camino por encima de nuestros planes. Así lo comentaba con Jose, cuando me explicaba cómo le envió a su madre, la Linda Felina de Castanda a Xavi del Presa Navarro, bien cazada, el le mete el chupinazo con todo lo gordo de los perros-pantera de Sámano, y el resultado es esta pieza clave: Zeta, que aún pega un giro más por Castilla, antes de recabar providencialmente en las manos del sabio César, que es el que acierta a tocarla con la varita del gran Ristre. 

Una jugada maestra y azarosa. Así se hace raza, con algo más que ciencia, con instinto, con azahar, pero sobre todo con único objetivo: crear el mejor perro de trabajo del mundo, aunque a veces parezca que cada uno vamos por nuestro lado, eso nos une y nos complementa.

.BISABUELO 3 – ALAJÚ COBRE

El Alajú Cobre fué el elegido para «la princesa Alana», aparentemente su opuesto: brutal en perro macho, muy cazador, nunca falla, un corazón de león. Otro bravo guerrero en esta lista que ya empieza a ser como la de los Reyes Godos. Con todos los requisitos para entrar en este selecto Club que ya hemos visto: los perros de Vanjul, de Luciano Chamorro, forjados en el corazón de la Mancha montera, en Almadén.

CALA DE CASTANDA

.BISABUELA 4 – CALA DE CASTANDA.

Hay perros que se ponen de moda un año, y otros que marcan un giro en la raza, un hito. No es sólo mi opinión, es la de muchos de nosotros, que la Cala de Castanda es una de esas perras alanas. Su morfología es casi demasiado perfecta. Es un cromo. No se parece a ninguna raza y se reconoce para todos como un alano, un alano de trabajo, antiguo y moderno, este diseño no nace para otra cosa y no debe desperdiciarse. Su instinto es el de un depredador, «cuando hace pop ya no hay stop». Pues eso. Siendo femenina es a la vez rústica, no hay toreo de salón en ella, y ya hemos visto por qué: Yon de Castanda, Recia de Castanda, Atila de los Pelirroyos, Koda de Castanda, Severo del Corrican, Lanza de Castanda, Castiello de Viesques, Alba de Vent de Ponent, Puntal de Viesques… todos creando una armonía perfecta. Un acorde genial.

BISABUELO 5 – JANTO DE LOS ESCARPES.

Janto no tuvo una dura vida de brega ni montería, como todos los otros guerreros que estamos viendo que forman parte de este puzle genético. Su propietario le dedicó a la buena vida, lo cual no fué óbice para convertirle en un grandísimo raceador, debido a la falta de su padre, Trabuco (Diente) como semental. La voluntad de repetir ese tipo y ese temperamento animó a los dueños de muchas perras a cubrir con él, con la garantía de que su genética sería suficiente. El hecho de que su residencia fuera territorio venatorio, facilitó también algo las cosas. Aportó todo lo que traía su línea materna (obviamente) que ya hemos visto en la genealogía de Lida, que era igualmente calitativa.

Para que no sean todo palabras, veamos las características de su prólija descendencia… pero antes, es preciso decir que, ya en el final de su vida, Janto quiso dejar evidencia de su categoría regalándole a José Damián un agarre a un jabali, como signo de su poderío y para que no quedara duda alguna de su valor.

JANTO DE LOS ESCARPES
LA NEGRA de Rehalas la Higuera, de Ricardo Díaz

BISABUELA 6 – NEGRA DE REHALA LA HIGUERA.

Ya hablábamos de que la genética de la madre de la Negra, Diana, era un compendio de lineas de sangre como pocas veces se junta, uniendo la capacidad de trabajo por encima de todo. Diana hizo buena la máxima de las razas americanas «form follows function», pero su hija aún más, ya que si en la madre teníamos un profundo conocimiento de su genealogía, el cruce con el Zhar introducía una genética que no conocíamos en la raza, tan sólo nos basábamos en la capacidad funcional de la ganadería de Vitorino. 

 

Es cierto que Luna con Cisko de Castanda es (en teoría) un cruce abierto o menos endogámico, pero al volver la consanguinidad de nuevo hacia la ganadería de Vitorino, aún haríamos más visibles las diferencias posibles. 

 

En la práctica el resultado no fué lo que se podría pensar sobre el papel, o bien los alanos de Vitorino contenían la misma carga que lo que considerábamos el stock encartado, o bien esa funcionalidad mantuvo el tipo, o bien las ventajas del refresco híbrido hicieron su parte, el caso es que «La Negra», de Ricardo Díaz, y por lo que me consta, sus hermanos, no se desviaron ni un ápice de la línea que traían: tipicidad, funcionalidad y temperamento de alano al 100%. Si aún nos fijamos en lo que viene después de ella… Chapó por la Negra.

BISABUELO 7 – PANTERO DE OLIVER LLANO.

Pantero de Óliver Llano.
*Certificado en agarre de ganado (8 años en activo)
*Certificado en montería (3 años en activo)
*Certificado en defensa deportiva (test K-9 por la policía canina sueca)
Libre de displasia
Mordida en tijera

 

Fotografía de Carlos Muñoz de la Iglesia. A Pantero le habían cruzado en Sámano con distintas perras. Desde que le bajamos a Madrid en 2010 fueron varias las hembras con las que nos ofrecieron cruzar, pero rechazamos todas las que no trabajaban o no tenían el carácter, la genética o la morfología a la altura. Sólo criamos con dos de ellas. Nunca ví un instinto de presa tan nítido, una capacidad de sufrimiento tan grande y un valor que era más bien temeridad, no tenía conciencia de sus límites. Había como un iman hacia su objetivo, era un guerrero, nada le podía apartar de su diana, como un misil teledirigido. Murió en 2015 con 15 años y su carácter y comportamiento eran los de un perro de otra época: noble, apegado al dueño, entregado a su causa, territorial y rústico como él solo. Un alano, literalmente único.

 

La genética de Pantero es única en la raza, por antigua, por lo que tiene y lo más importante, por lo que no tiene. Es necesario conservarla.

EL PANTERO DE ÓLIVER LLANO

.BISABUELA 8 – NUBE DE BREGA.

Nube de Brega era la perra de mi amigo Carlos. Tanta tipicidad, en esa época, era raro encontrarla fuera de Encartaciones, en Castilla adentro, en Segovia. La explicación era muy sencilla, ya hemos visto su genética, y el buen ojo de Carlos le hizo encontrar la línea de Sarabia en su época universitaria, buscando buenos alanos para acompañarle en la brega del toro bravo, en la Ganadería del Marqués de Quintanar. 

 

Como es de Ley, de nada serviría encontrarse a esa belleza de animal, si por dentro no se supiera si corre sangre por sus venas, como era el caso. Tenía Nube ese temperamento antiguo de los alanos: más seria que el Viti, serena, equilibrada, muy segura de sí misma, sociable, como contenida, a sólo una orden para mutar a modo presa. 

 

Genética, caracter, funcionalidad, ¿Tendría la Nube la virtud de transmitir esas cualidades a su descendencia como buena ama de cría? Sí la tenía. En la imagen una de sus hijas: un cromo antiguo, la Brega de Brega, que fué a manos de Alanos de Tridente y nos impresionó a todos como una enorme Amazona de combate, tan brava como hermosa. Nube «In memoriam» amigo, un orgullo continuar su sangre.